Jueves, 11 Mayo 2017 01:08

La Directora Provincial de Servicios Sociales presentó en Hellín el Programa de Acogimiento

La Directora Provincial de Servicios Sociales, Antonia Coloma, acompañada del alcalde de la ciudad, Ramón García, y del concejal del área, Emilio José Pinar, presentaban, en las dependencias del Centro de Día, el Programa de Acogimiento Familiar.

Un programa que Coloma calificaba de una medida de protección muy importante, y que consiste en buscar familias para niños que están bajo la tutela de la Junta de Castilla-La Mancha y que no pueden vivir temporalmente con su familia, pudiendo encontrar un hogar donde se les acoja y encuentren cuidados y protección, así como seguridad y cariño.

Coloma agradecía a los Servicios Sociales de atención primaria de Hellín su colaboración para buscar esas familias que acojan a estos niños y así llegar a muchas familias “que puedan abrir sus hogares y sus corazones a los que lo necesitan”.

Este programa, explicaba, está en marcha desde hace muchos años, pero ahora con los cambios normativos y a raíz de la modificación de la Ley de los Sistemas de Protección de la Infancia y Adolescencia obliga a la Administración Pública competente en materia de menores a que los niños al menos hasta seis años cuando tienen que ser separados temporalmente de sus familia, encuentren otras familias.

La Directora Provincial señaló que con ellos habían viajado hasta Hellín una familia de Albacete acogedora, que iba a ser un testimonio muy válido, una que ha acogido a uno de los 263 niños que en la actualidad hay con medidas de protección, de los cuales el 55,5% están en acogimiento familiar por lo que esperaba encontrar en Hellín, del que dijo que es “un municipio muy solidario, con un tejido asociativo importante y consolidado con unos Servicios Sociales muy comprometidos”, personas “que abran sus hogares, que abran sus corazones a estos niños”.

Colaboración con “Mensajeros de la Paz”

El proceso para llegar a estos acogimientos depende orgánicamente de la dirección provincial de Bienestar Social junto a la entidad colaboradora “Mensajeros de la Paz”, para buscar la mejor familia, realizando su valoración. Durante todo ese proceso las familias tienen el seguimiento, el apoyo y la formación continua del equipo interdisciplinar de la dirección provincial del Programa de Menores y de la entidad Mensajeros de la Paz, junto a un apoyo para sufragar los gastos derivados del acogimiento del menor.

También quiso indicar que era una medida temporal preferente, donde no se pierde el vínculo familiar en la mayoría de los casos, con lo cual la familia acogedora debe mantener esos contactos, con el fin de que el niño pueda retornar a su familia de origen, ya que el acogimiento puede durar desde unos días hasta varios años, donde se suspende la patria potestad, para, si es posible, al cabo del tiempo de acogimiento regresen con sus familias biológicas.

Por su parte Ramón García, tras dar la bienvenida a este equipo, quiso enviar su felicitación al Gobierno regional por poner en marcha este programa de acogimiento familiar diseñado para mejorar la calidad de vida de los niños que, por circunstancias, tienen que dejar su entorno familiar, para que no pierdan la perspectiva familiar, con la esperanza que los hellineros fueran receptivos a este programa con una respuesta positiva.

De compras